PALABRAS INADMISIBLES DEL PRESIDENTE, DESTITUCIÓN INMEDIATA

COMUNICADO CONJUNTO DE LOS CONSEJOS DE INFORMATIVOS DE RTVE

Los Consejos de Informativos consideramos inadmisibles las palabras del Presidente de RTVE, José Antonio Sánchez, que esta mañana, durante la comisión de control parlamentario, a preguntas de un diputado de Podemos ha respondido:
“En cuanto a los papeles de Bárcenas, ya se lo he dicho. Yo no estoy ni en los papeles de Irán, ahí donde se cuelgan en las grúas a los homosexuales o donde se mata a pedradas a las niñas por darse un revolcón con el novio, ni donde se asesina a 150 personas por manifestarse en una calle como en Caracas… no, no, yo en esos papeles no estoy, eh, que quede constancia. Yo estoy en los papeles de Bárcenas, en los papeles manchados de sangre yo nunca estaré”.
La intervención de Sánchez vuelve a poner de manifiesto que no es, ni pretende ser, un presidente neutral, y que adolece de la rectitud y responsabilidad exigibles a quien se sitúa al frente de la radiotelevisión pública de todos los españoles. Con sus afirmaciones y actuaciones, tanto en el fondo como en la forma, José Antonio Sánchez no sólo perjudica la imagen y la credibilidad de RTVE, sino también la de todos los que trabajamos en ella.
Por eso, exigimos su destitución inmediata, así como la puesta en marcha de un proceso de renovación que culmine con una presidencia plural e independiente.

EL PARLAMENTO EUROPEO ATIENDE LAS DENUNCIAS DEL CONSEJO DE INFORMATIVOS DE TVE

El Consejo de Informativos de TVE valora positivamente la decisión de la Comisión de Peticiones del Parlamento Europeo sobre su solicitud en defensa de la objetividad, pluralidad e imparcialidad en la radiotelevisión pública española.
No sólo no se da carpetazo a las denuncias de este órgano institucional de la Corporación. El Parlamento Europeo ha encontrado motivos suficientes para seguir investigando y solicitar por escrito información al Gobierno español sobre la situación de TVE en lo que respecta a la falta de independencia, neutralidad y pluralismo en sus programas informativos.
Para este Consejo la mejor respuesta que podría ofrecer el gobierno español es la de solicitar el desbloqueo de la renovación de la cúpula de RTVE en cumplimiento de la reforma legislativa del pasado septiembre y, con el acuerdo de todos los partidos políticos, proceder a la elección de un nuevo Consejo de Administración atendiendo a criterios de mérito profesional y proyecto de futuro.
El Consejo también valora muy positivamente el hecho de que la Comisión Europea haya puesto en marcha una reforma legal para que el ejecutivo de la Unión pueda velar, como gobierno europeo, por la independencia profesional en las televisiones públicas.

MANIOBRAS DEL PP PARA BLOQUEAR LA RENOVACIÓN EN RTVE

COMUNICADO CONJUNTO CONSEJOS INFORMATIVOS DE RTVE

Los Consejos de Informativos de RTVE expresamos nuestra más profunda indignación y rechazo a lo que entendemos son maniobras dilatorias para retrasar y terminar por paralizar la renovación de los máximos órganos de la Corporación RTVE. Hoy, ignorando la costumbre de que la mesa conjunta Congreso-Senado tome sus decisiones por mayoría en votación conjunta, la presidenta del Congreso, Ana Pastor ha impuesto una votación separada para cada una de las mesas del Parlamento. Es difícil no interpretar en esta decisión una actuación de parte.
Por otro lado, nos es ya imposible dejar de señalar a los responsables de este retraso. Sobre la mesa existe un amplio acuerdo de toda la oposición que, en su conjunto, supera la representación parlamentaria del grupo popular. Dudamos, por lo tanto, del espíritu democrático de una actitud en la que una minoría bloquea a la mayoría utilizando los resortes del poder gubernamental y las instituciones que ocupan. Teniendo en cuenta que el acuerdo de la oposición está supervisado por los asesores legales de al menos tres partidos, entendemos que la resolución de dudas y mejoras del acuerdo no deben conllevar su paralización, especialmente porque ha transcurrido un mes sin que nadie las haya planteado.
A los profesionales de la información representados por los Consejos no se les escapa la situación en la que comenzarán las nuevas temporadas en septiembre, con una Presidencia y un Consejo de Administración en funciones, cuyo mandato legal estará caducado desde finales de junio, y compuesto por 9 miembros, de los que 6 fueron elegidos por el PP, 1 por un partido que ya no existe, CiU, 1 por PSOE y 1 por IU. Será imposible empezar a impulsar nuevos proyectos que nos lleven a una radiotelevisión nueva pensando en el futuro a largo plazo. Ese “modelo BBC” al que tantos y tantas veces se ha aludido y tomado como referencia. Pero, sobre todo, corremos el riesgo de seguir ofreciendo a los ciudadanos que pagan con sus impuestos la radiotelevisión pública y que por lo tanto tienen derecho a recibir un servicio de calidad, unos informativos dependientes del gobierno, parciales y totalmente faltos de la pluralidad que exigen las leyes españolas y europeas.

EL CdI PIDE, DESDE BRUSELAS, UNA REGENERACIÓN URGENTE DE LA TELEVISIÓN PÚBLICA

Una delegación del Consejo de Informativos de TVE, órgano interno destinado a garantizar la independencia editorial de la televisión pública española, se ha reunido esta mañana en Bruselas con la presidenta de la Comisión de Peticiones del Parlamento Europeo, dos meses después de que dicha comisión aceptase investigar la manipulación y censura de la información en RTVE. Cecilia Wikström se ha mostrado sensible con nuestra denuncia y especialmente interesada en los casos de manipulación que le hemos contado. Wikström nos ha animado además a defender y exponer en la propia Comisión de Peticiones nuestra denuncia con la que queremos conseguir que desde el Parlamento Europeo se inste al gobierno español a que tome medidas para que RTVE recupere la independencia y garantice la pluralidad; principios a los que está obligada la televisión pública tanto por la
legislación española como por la Carta de Derechos Fundamentales de la Unión Europea y la directiva europea 2010/13/UE.
El Consejo de Informativos se ha reunido además con representantes de todos los partidos españoles presentes en el Parlamento Europeo; reuniones que han tenido lugar además el día antes de que las mesas del Congreso y del Senado decidan sobre la puesta en marcha del concurso público del que ha de salir el nuevo presidente de RTVE, un concurso acordado entre todos los grupos de la oposición (213 diputados frente a los 137 del partido que gobierna en minoría) y al que todavía se puede sumar el Partido Popular con sus propias aportaciones. Este concurso es vital para el futuro de RTVE porque el presidente de la radio y la televisión pública sería elegido por criterios profesionales y por consenso lo que garantizaría la independencia editorial de RTVE y pondría fin a un periodo de 6 años en los que la radio y la televisión pública han sido puestas en numerosas ocasiones al servicio del partido que sustenta al gobierno como viene denunciado el Consejo de Informativos de TVE.